Crónicas

Llarga vida als Power Burkas

Hay bandas que nos hacen falta en España. Bandas como Thee Oh Sees, como Cloud Nothings o músicos como Ty Segall. Pese a tener una buena cantera de música, los más acérrimos a este estilo nos sentimos un poco desamparados. No obstante, si se sabe dónde buscar siempre encuentras potencial, y a Power Burkas le sobra por todos los costados.

La banda de Vic es una bendición para aquellos que nos gusta el garage punk más gamberro y lleno de mucha calidad. Su paso por L’Espurna en Castellón, el 12 de enero, sería su primer concierto fuera de Cataluña, dentro de la gira “La Ruta del Bakalao”, que pasa por Valencia y Alicante también el mismo fin de semana. Esto no quita que la banda sea ya una veterana en el circuito underground, llegando a formar parte del cartel del Primavera Sound 2016.

Power Burkas // Foto del Facebook de L’Espurna

La verdad es que la fecha no era la más favorable, ya que la vida universitaria de la ciudad se encuentra aletargada por los exámenes finales. No obstante, una veintena de fans se acercan al local, donde la suerte no acompaña, ya que algunos problemas técnicos aparecen ya durante las pruebas.

El concierto empieza fuerte con la canción Llarga vida al tarannà, toda una declaración de principios. Si algo ha definido a Power Burkas es su lado más alborotador como las portadas de sus primeros EP, cosa que parece que ha cambiado en su primer álbum, también llamado Llarga vida al tarannà, donde se ve una banda más madura y seria. No obstante, como podemos leer a partir de esta canción, siempre celebrarán su forma de ser, su tarannà.

Con varios problemas técnicos de lado, la banda consigue llenar de punk el local, con algunas de sus mejores canciones de su último disco, como Ferralla o Ja ens entenem y también con canciones más antiguas como Tiger. La única pega que se puede poner al directo demoledor que tienen es su duración, y es que el concierto se hace francamente corto.

Poco después comenzaría La Plata, banda valenciana que sabe mezclar el synth pop con un punk desenfrenado, directo como un golpe en la nunca. Sin duda, este grupo (formado por miembros de distintas bandas) es uno de los descubrimiento a seguir durante el próximo año, ya que prometen dar mucha guerra con temas como Un Atasco.